06 febrero 2018

No me siento seguro. ¿Qué puede hacer la homeopatía por mi?

La homeopatía ayuda a desbloquear e invita a abrir caminos. 

Lo que antes podía parecer imposible, ahora podemos ver claro que sí, podemos salir de esta insgeuridad que nos abruma y lo ha hecho durante tanto tiempo. 

Luego, tendremos que ir paso a paso, conectándonos con nuestros talentos y herramientas que siempre podemos aprender y mejorar.


La falta de seguridad en una mismo es una de las características en la recomendación homeopática más habituales. 

Aunque como primer recurso el homeópata piensa muchas veces en los dos clásicos medicamentos que la poseen como esencia de toda su personalidad, Lycopodium y Silicea, este rubro está presente en la gran mayoría de los grandes medicamentos de la personalidad.  


 

Anacardium:
 
Profunda dualidad, una parte de su ser pugna por actos de maldad, otra los insta para el bien. Como si tuviera una doble personalidad. Por otro lado, Anacardium es, junto con Nux moschata, el medicamento más olvidadizo de la Materia Medica. Esta combinación de dualidad y amnesia lo lleva a sentirse profundamente despersonalizado (como Alumina), con una identidad y una voluntad muy frágiles e inestables, por ello se ve incapaz de tomar decisiones y de ejercer su libertad. Se siente traicionado por sus propios impulsos. En su interior, tiene una urgente necesidad de ponerse a prueba.

 

Argentum nitricum:
 
Tiene gran ansiedad por hacer bien las cosas, es el más anticipatorio. Se preocupa mucho por su desempeño y termina haciendo mal las cosas. Falta de confianza a nivel sexual y afectivo. Somatiza su inseguridad.

 

Aurum metallicum:
 
Autoestima muy negativa. Siente que no merece nada y sufre mucho. Se siente muy culpable y es el más autodestructivo de todos. Busca todo tipo de formas, conscientes o inconscientes, para agredirse. Los Aurum fueron condicionados por sus padres a nivel afectivo pero de forma fallida: Les hicieron creer que serían amados en la medida en que cumplieran con las expectativas paternas, pero a pesar de los logros y los éxitos conseguidos, tal reconocimiento nunca existió. Por ello, Aurum Metallicum, en lo más profundo de su ser, siente que no es merecedor ni de la vida misma.

 


Baryta carbonica:
 
Falta de autoestima con incapacidad mental, emocional, tanto objetiva como subjetiva. Homeopáticamente, se asume que Baryta carbonica es una personalidad con una limitación intelectual patente, sin embargo, está indicado cuando se vive esta sensación ante circunstancias nuevas. Muy indeciso y se le ve torpe, siente que no puede entender. Al darse cuenta de lo que le ocurre, empeora. Tiende a esconderse cuando hay gente extraña. Temores, muy dependiente de otras personas. Gente muy ingenua. Limitado intelectualmente pero muy diligente.

 

Calcarea fluorica:
 
Inseguridad y falta de confianza relacionadas con el futuro y un extremo miedo a la pobreza. Todo en su vida está valuado en función de su riqueza monetaria, personas que le dan un valor extremo al dinero, aún más que al poder. Siempre se siente descorazonado e inseguro, nunca tiene lo suficiente para asegurar su futuro; se vuelve avaricioso, con mucha angustia. Por lo mismo no puede tomar decisión alguna.

 

Carcinosin:
 
A pesar de sus conocimientos y de su gran capacidad, se siente incapaz. Muy semejante a Silicea, sin embargo, Carcinosin presenta una grave inseguridad al ser consciente de su propia vulnerabilidad vital y emocional. Muy inteligente, al grado de la genialidad, pero a costa de una fuerte inseguridad afectiva y dificultad en las habilidades sociales.

 


Graphites:
 
Tímido, duda de sí mismo, con mucha ansiedad. Se preocupa mucho por cuestiones sencillas, por su misma sensación de incapacidad, se rinde ante las circunstancias de la vida. Se siente limitado intelectual y muy flojo, físicamente acaba desarrollándose débil, flojo. Graphites más que con falta de confianza, se siente descorazonado, triste, abatido, con la sensación de un fin inminente. Empeora escuchando la música.

 

Lac caninum:
 
Su falta de confianza se manifiesta como complejo de inferioridad importante, se siente feo, no se ama a sí mismo, se siente apaleado. Piensa que lo ignoran, lo desprecian y lo tratan mal. Depresiones muy oscuras. También después de abusos sexuales (Aconitum, Carcinosin, Ignatia, Staphysagria). Se culpa a sí mismo o culpa a otros con mucho odio, desea hacer daño. La inseguridad de Lac caninum, como la de todos los Lacs, tiene que ver con una falta de arraigo y sentido de pertenencia, manifestándose

 

Lac maternum:
 
Son casos extremos de falta de confianza, cuando la causa es un severo conflicto en la vivencia de la madre. No ha sentido el vínculo con la madre. Orfandad a todos los niveles. Personas que sienten que no han sido amados de verdad, gran sensación de desarraigo y dificultad para adaptarse a la vida. Este medicamento, al ayudar a sanar la vivencia de la madre, estimula la capacidad de dar y recibir afecto.

 

Lycopodium:
 
Falta de valor, tímido, teme a la gente aunque trata con ella. Siente la necesidad de controlar. Se siente inadecuado. Pero manifiesta una falsa seguridad. Arrogante y le gusta mandar a sus inferiores, teme la soledad y busca compañía indirecta. Evita la responsabilidad, manipulador, desea poder y que los demás lo reconozcan. Incapacidad mental y sexual. Esconde sus limitaciones y tiende a ser perfeccionista.

 


Psorinum:
 
Uno de los medicamentos más trágicos en su vivencia emocional… Psorinum vive literalmente un infierno. Se siente minusválido, más que miserable, culpa extrema, no se siente capaz de sostenerse en la vida. No hay remedio que se sienta tan culpable como él y tan vacío, le duele la vida. Frialdad física y emocional.

 


Pulsatilla:
 
Timidez, carácter suave y dócil, emociones alternantes, llora fácilmente. Deseo de afecto y simpatía. Pasividad, codependencia, no puede decir que no. Temor de la soledad, siente que no se le quiere, codependencia. Da para recibir. Puede tener puntos de vista muy rígidos en cuestión moral o religiosa. Pero puede hacer lo que sea con tal de recibir afecto.

 


Silicea:
 
Hay como mínimo de dos tipos: Muy capaz pero duda de sus capacidades, falta de confianza y timidez y el otro, de voluntad bastante débil, indeciso, tratando de vivir para ser aceptado al desarrollar lo que otros piden.
Temor de fracasar. Falta de solidez interior. Muy minucioso. Le cuesta manifestar sus emociones y ser espontáneo.

 


Staphysagria:
 
 
La falta de confianza de este remedio está asociada con su esencia vital: La incapacidad para hacerse responsable de sus heridas, desarrollando una postura existencial desde el dolor. 

Personas a quienes le ocurren tragedias y calamidades, tienen un gran sufrimiento consciente o inconsciente y no saben cómo salir de él.

 







Thuja:
 
Sensación de extrema inadecuación, siente que hay algo malo en su interior que tiene que ocultar a los demás, por ello, de todo hace un secreto y su vida está llena de misterio. Es la única personalidad desconfiada que genera desconfianza en los demás hacia él. Extrema inseguridad, sensación de fealdad por motivos inconscientes. Personas que a lo largo de su vida invierten grandes cantidades de tiempo y recursos para no sentirse desagradables, buscando una belleza intangible.


 




2 comentarios:

Anónimo dijo...

Querida Rosa Maria,
Cómo estás? Gracias por el artículo, ahora entiendo mucho mejor ;-) Cuando puedas, puedes escribir algun artículo sobre EFT o PNL?
Un fuerte abrazo!

Aurelio Aragonés

Rosa Maria Plana dijo...

Hola, Aurelio

Sí, claro! Lo tendré en cuenta.
Un abrazo

Rosa Maria